Medio Ambiente. La importancia del Ingeniero Técnico Industrial

0 30

De todos es sabido que en la actualidad vivimos en una sociedad cada vez más sensibilizada con los problemas medioambientales que nos encontramos, como son el cambio climático, las emisiones a la atmósfera, al suelo con la degradación de éste, la deforestación, por citar algunos de los más comunes. Los citados problemas normalmente la sociedad los asocia con el avance tecnológico; se ha creado una cultura popular que rápidamente asocia el crecimiento, por ejemplo de una gran factoría, con problemas de contaminación, problemas medioambientales, estando siempre en el punto de mira de la opinión pública.

Y es en este entorno, en el que desde mi punto de vista, los ingenieros jugamos un papel muy importante, me atrevería a decir que casi decisivo, a la hora de paliar los problemas medioambientales.

Cada vez más ciertamente, los avances tecnológicos llevan implícito una mejora medioambiental, como es el caso de la utilización de energías renovables, como son la eólica, la solar fototérmica y fotovoltaica, o la geotermia.

Es por ello por lo que disponemos de la profesión adecuada, posición en nuestra sociedad por nuestra labor, y como no, los conocimientos adquiridos para ser ese factor imprescindible en una cultura medioambiental. Desde mi labor como proyectista, entiendo que el ingeniero tiene el deber moral de conocer y utilizar la gran diversidad de herramientas que hoy disponemos para que en un proyecto, por poner un ejemplo, de una implantación de una industria, no nos quedemos en el cumplimiento de lo que nos obliga la normativa medioambiental que le sea de aplicación en su caso. Debemos, con estudios de eficiencia energética serios, con elementos de simulación, construir una edificación eficiente, utilizando los materiales adecuados, el estudio pormenorizado de las distintas instalaciones, de forma que se evite el máximo de emisiones de gases de efecto invernadero, posibles vertidos que afecten al subsuelo; un control serio durante la ejecución de las obras de la gestión de residuos, y un plan detallado de la gestión de esos residuos en el funcionamiento de la actividad.

Considero imprescindible que al ingeniero se le inculque una cultura medioambiental, que debe tener presente a la hora de elaborar cualquier tipo de trabajo profesional. El ingeniero, como es mi caso, que llevamos ya muchos años en la vida profesional, debemos reciclarnos y sensibilizarnos con la cultura medioambiental, al igual que los estudiantes del grado de ingeniería, que se están formando en nuestras escuelas técnicas, debe desde el principio conocer los términos como por ejemplo “huella del carbono”, como un ingeniero eléctrico tiene presente en su día a día el concepto “potencia”, o un ingeniero que diseña estructuras tiene presente el concepto “momento”. Debemos aportar soluciones de sostenibilidad en cualquier entorno en el que trabajemos, y somos los profesionales adecuados.

Responder

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio web utiliza cookies para mejorar su experiencia. Asumiremos que está de acuerdo con esto, pero puede optar por no participar si lo desea. Aceptar Leer más...