Inauguración del monumento de los ingenieros técnicos industriales burgaleses

0 19

El pasado 17 de abril, con motivo de las fiestas patronales del Colegio de Burgos, y dentro de los distintos actos organizados para tal efeméride, se llevo a cabo la inauguración del monumento a los ingenieros técnicos industriales de Burgos en el polígono industrial de Villalonquejar. El monumento se encuentra ubicado en la glorieta situada en el plaza de Villalonquejar de Burgos en la confluencia de la calle López Bravo y la carretera de Quintanadueñas. El mismo está instalado en una superficie circular de unos 1.250 metros cuadrados con un radio de 22 metros, ocupados en su parte central por una zona ajardinada y poste de iluminación de 20 metros de altura. Los viales de acceso a la glorieta se encuentran completamente urbanizados con señalización horizontal, vertical e iluminación.

Dimensiones del monumento. Las características de la obra monumental tiene unas dimensiones de 4,75 metros de base y una altura de 6 metros, estando apoyada sobre cimentación de hormigón de un metro de altura semienterrada, para la perfecta fijación al suelo, pues puede hacer efecto veleta, por la superficie que ocupa.

Con respecto a la estructura, indicaremos que está realizada en chapa de hierro de diferentes espesores y compuesta por chapas laterales en hierro de 8 mm de espesor. En la estructura se encuentra recortada la silueta de la provincia de Burgos, estando reforzada interiormente con perfilería metálica. Ambas caras se encuentran separadas una de otra 0,70 metros. La chapa perimetral está realizada en chapa de hierro de 4 mm de espesor como cerramiento entre chapas laterales.

A las chapas, y una vez unidas mediante soldadura, se aplicará un tratamiento de oxidación acelerada para conseguir un aspecto de envejecimiento. Posteriormente, y tras el proceso de oxidación, se termina con una protección a la intemperie incolora.

Características de la esfera. La esfera, elemento notable de la obra, está realizada mediante aros de diferentes radios de varilla de acero, unidos de tal manera que formen meridianos y paralelos y unida a la estructura mediante varilla de acero (también con tratamiento de oxidación y barnizado posterior) y en su interior se encuentra colocado el logotipo del Colegio, unido a un eje vertical con rodamientos en sus extremos al objeto de dar dinamismo al propio monumento, y visibilidad en diferentes ángulos, pues éste gira en función del viento reinante en el momento.

Instalación eléctrica. Por lo que se refiere a la instalación eléctrica, en el canto posterior de la estructura (con inclinación a 70º) se encuentran en su parte superior dos placas sola-res de 127 W y de 60 por 300 c, y en su parte inferior una puerta para el acceso a la bandeja interior de la instalación. Estas placas solares se encargan de recargar la batería de 200 Ah, mediante un regulador de carga, para la iluminación del el monumento durante la noche. Para la programación de su funcionamiento el encendido se realiza mediante reloj programador. La orientación del monumento (respecto a las placas) está en el cuadrante sur-sureste para su mejor rendimiento. (Se calcula que la instalación tiene capacidad suficiente para mantener iluminado el monumento entre cuatro y cinco días sin sol).

En resumen, enunciamos que los materiales empleados en el monumento son materiales nobles resaltando el contraste entre lo antiguo y oxidado y lo nuevo y pulido.

Al ser el hierro el material elegido, se consigue una apariencia sobria e industrial, en la que quedan representados los peritos e ingenieros técnicos industriales de Burgos y su colegio profesional con la incorporación del anagrama del colegio.

Asimismo, se ha querido dejar patente y de forma simbólica, la significación de la provincia de Burgos, haciendo que durante la noche no interfiera en el tráfico de vehículos no produciendo deslumbramientos pero, a su vez, permitiendo ver lo más notable de la obra volumétrica que en contraste de lo urbanizado de la parcela en bolo blanco, da claridad y contraste con el óxido del monumento.

Finalmente, queremos hacer constar nuestra más efusiva felicitación al autor del proyecto, Ramón González Gil, al decano Jesús de Garay Mañuecos, y a su Junta de Gobierno por tal feliz iniciativa. Asimismo, queremos hacer constar que la inauguración de dicho monumento estuvo a cargo del alcalde de la ciudad de Burgos, Juan Carlos Aparicio, quien juntamente con el decano de este colegio descubrieron la placa conmemorativa con la siguiente incripción: “Los ingenieros técnicos industriales de Burgos al excmo. ayuntamiento, empresarios y trabajadores burgaleses, por su destacada contribución al desarrollo de nuestra profesión. Coiti Burgos, abril 2009”. J. S. A.

Responder

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio web utiliza cookies para mejorar su experiencia. Asumiremos que está de acuerdo con esto, pero puede optar por no participar si lo desea. Aceptar Leer más...